Texto: El Arte de la Prudencia
de Baltasar Gracián


Filosofía, tratado


0


Twitter Facebook


El Arte de la Prudencia

Consejos para ser sagaz, inteligente y prudente

Titulada originalmente "Oráculo manual y arte de prudencia", se trata de una obra literaria perteneciente a la prosa didáctica de Baltasar Gracián en la que, a lo largo de trescientos aforismos comentados, se ofrece un conjunto de normas para triunfar en una sociedad compleja y en crisis, como lo era la del barroco, contemporánea a nuestro autor.

El Oráculo manual, como otros de los tratados gracianos, aconseja al hombre para llegar a ser sagaz, inteligente, y prudente. Con esta obra Gracián resume de modo sintético muchos de los preceptos de sus anteriores obras dedicadas a la filosofía moral.

El arte de prudencia de Gracián no presenta una estructura definida, aunque sí pueden percibirse claramente unas constantes que permiten diseñar, a través de los trescientos aforismos que lo componen, un sistema de pensamiento estratégicamente definido incluso en sus contradicciones.


Leer en línea

Descargar PDF

Descargar ePub

Descargar Kindle

Edición física

Denunciar texto


Fragmento de El Arte de la Prudencia

49

Hombre juicioso y notante. Señoréase él de los objectos, no los objectos dél. Sonda luego el fondo de la mayor profundidad; sabe hazer anotomía de un caudal con perfección. En viendo un personaje, le comprehende y lo censura por essencia. De raras observaciones, gran desçifrador de la más recatada interioridad. Nota acre, concibe sutil, infiere juicioso: todo lo descubre, advierte, alcança y comprehende.

50

Nunca perderse el respeto a sí mismo. Ni se roze consigo a solas. Sea su misma entereza norma propria de su rectitud, y deva más a la severidad de su dictamen que a todos los extrínsecos preceptos. Dexe de hazer lo indecente más por el temor de su cordura que por el rigor de la agena autoridad. Llegue a temerse, y no necessitará del ayo imaginario de Séneca.

Aforismos 51-75

51

Hombre de buena Elección. Lo más se vive della. Supone el buen gusto y el rectíssimo dictamen, que no bastan el estudio ni el ingenio. No ai perfección donde no ai delecto; dos ventajas incluye: poder escoger, y lo mejor. Muchos de ingenio fecundo y sutil, de juicio acre, estudiosos y noticiosos también, en llegando al elegir, se pierden; cásanse siempre con lo peor, que parece afectan el errar, y assí éste es uno de los dones máximos de arriba.


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


98 págs. / 2 horas, 53 minutos.
1.849 visitas.
Publicado el 5 de marzo de 2018 por Edu Robsy.


Textos más populares de Baltasar Gracián