Texto: Brenda
de Eduardo Acevedo Díaz


Novela


0


Twitter Facebook


Brenda

No hay más información sobre el texto 'Brenda'.


Leer en línea

Descargar PDF

Descargar ePub

Descargar Kindle

Edición física


Fragmento de Brenda

Zelmar miró su reloj, y dijo:

—En verdad me he retrasado, y lo siento, pero estoy en tiempo de reparar la falta.

—La mesa está dispuesta, y ella aguarda. Puede usted entrar.

Gertrudis acompañó a Zelmar a través de una salita y un retrete, que se encontraban en tinieblas y se detuvo ante una puerta, diciéndole siempre en su voz baja y meliflua:

—Ahí está la hermosa. Me vuelvo y dejo a usted libre.

Y aquella mujer, en cuyo acento se conocía un origen extranjero, empujó dulcemente al joven, desapareciendo luego sin ruido en las sombras.

Apenas puso Zelmar su mano en el pestillo, abriose de súbito la puerta, demasiado tiempo cerrada a la impaciencia del amor, y una joven se arrojó en sus brazos, estrechándole con ardiente cariño.

—¿Por qué has venido tan tarde? —preguntó con solicitud extrema, volviendo a enlazar el cuello de su amante—. ¡Cuántos días hace que no nos vemos!

Él la besó en la boca diciendo:


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


356 págs. / 10 horas, 24 minutos.
25 visitas / 15 lecturas / 29 descargas.
Publicado el 17 de septiembre de 2016 por Edu Robsy.


Textos más populares de Eduardo Acevedo Díaz