Texto: Horacio Kalibang, o los autómatas
de Eduardo Ladislao Holmberg


Cuento


0


Twitter Facebook


Horacio Kalibang

No hay más información sobre el texto 'Horacio Kalibang'.


Leer en línea

Descargar PDF

Descargar ePub

Descargar Kindle

Edición física


Fragmento de Horacio Kalibang

—Déjate de músicas, Fritz; la música no significa nada. Miro, esto es lo positivo, lo sólido, lo que puede digerirse bien, y esto! pásame tu copa, esto es Liebfrauenmilch, la mejor marca del Rhin, la gloria de Alemania y de los paladares como los de los Dioses.

—Muy bueno está; pero veo que he interrumpido uno conversacion interesante, talvez, y no quisiera....

—Nada de eso; es una de tantas preocupaciones de mi sobrino.

—¿Cómo así?

—Figúrate que pretende convencerme de que un hombre puede perder su centro de gravedad: já! já! já!

—Y porqué nó? si se le colocara, por ejemplo, en el punto en que se neutralizan las atracciones de la Tierra y de la Luna.

—Ni he pensado en tal cosa,—interrumpió el Teniente Blagerdorff—¿no conoce Vd. á Horacio Kalibang?

—Un personaje de nombre muy parecido figura en La Tempestad de Shakespeare.

—Eso es escaparse por la tangente,—observó el Mariscal, tragando con facilidad un enorme bocado;—¿conoce Vd. á Horacio Kalibang, el hombre que ha perdido su centro de gravedad? Sí ó nó...


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


18 págs. / 33 minutos.
10 visitas / 2 lecturas / 4 descargas.
Publicado el 16 de marzo de 2019 por Edu Robsy.


Textos más populares de Eduardo Ladislao Holmberg