Texto: El Fantasma de la Ópera
de Gastón Leroux


Novela


0


Twitter Facebook


El Fantasma de la Ópera

No hay más información sobre el texto 'El Fantasma de la Ópera'.


Edición física


Fragmento de El Fantasma de la Ópera

—No se preocupe, señorita, yo iré a buscar su chal al mar.

Y vio a un niño que corría, que corría, pese a las protestas indignadas de una buena mujer toda vestida de negro. El niño penetró en el mar vestido y le trajo su chal. ¡Tanto el niño como el chal se encontraban en lamentable estado! La mujer de negro no podía calmarse, pero Christine reía con ganas y besó al pequeño. Era el vizconde Raoul de Chagny. Vivía entonces con su tía en Lannion. Durante el verano, volvieron a verse casi todos los días y jugaron juntos. Debido a la solicitud de la tía y a la intervención del profesor Valérius, el bueno de Daaé accedió a dar clases de violín al joven vizconde. De este modo, Raoul aprendió a apreciar las mismas melodías que habían encantado la infancia de Christine.

Tenían aproximadamente el mismo tipo de alma soñadora y tranquila. No gustaban más que de los cuentos de viejos condes bretones, y su juego preferido consistía en ir a buscarlos en los umbrales de las puertas como si fueran mendigos. «Señora, o querido señor, ¿no sabe usted alguna historia para contarnos, por favor?». Y rara vez no se les «daba» algo. ¿Qué vieja bretona no ha visto, aunque sólo sea una vez en su vida, bailar a las korrigans sobre los brezos, al claro de luna?


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


326 págs. / 9 horas, 31 minutos.
792 visitas.
Publicado el 21 de marzo de 2017 por Edu Robsy.


Textos más populares de Gastón Leroux