Texto: El Aparecido
de Marqués de Sade


Cuento


0


Twitter Facebook


El Aparecido

No hay más información sobre el texto 'El Aparecido'.


Edición física


Fragmento de El Aparecido

—¿Qué asunto tan urgente —le dice ella— puede hacerte venir a turbarme así en una casa en la que no eres conocido?

—Uno muy esencial, señora, responde el corredor, y debes creer que es bien necesario que sea de esa especie, para que haya obtenido de Dios el permiso de venir a hablarte por última vez en mi vida…

Ante esas palabras que no anunciaban un hombre muy en sus cabales, Madame Dallemand se turba. Observando a su amigo que no había visto desde hacía unos días, se espanta aun más al verlo pálido y desfigurado.

—¿Qué tienes, señor —le dice— cuáles son los motivos del estado en que te veo y de las cosas siniestras de que me hablas… acláramelo rápidamente, qué te ha ocurrido?

—Sólo algo muy ordinario, señora —dice Ménou—, después de sesenta años de vida era muy simple llegar a puerto, gracias al cielo heme allí; he pagado a la naturaleza el tributo que todos los hombres le deben, no me lamento más que de haberte olvidado en mis últimos instantes, y es por esa falta, señora, que vengo a pedirte perdón.


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


2 págs. / 4 minutos.
47 visitas / 5 lecturas / 48 descargas.
Publicado el 21 de octubre de 2016 por Edu Robsy.


Textos más populares de Marqués de Sade