Texto: Una Vez en Otoño
de Máximo Gorki


Cuento


0


Twitter Facebook


Una Vez en Otoño

No hay más información sobre el texto 'Una Vez en Otoño'.


Edición física

Denunciar texto


Fragmento de Una Vez en Otoño

Soltó un tímido grito y rápidamente se puso en pie. En ese momento, viéndola a mi lado, mientras ella me miraba fijamente con sus asustados ojos pardos, me di cuenta de que era una muchacha de mi edad, con una cara muy bonita en la que, por desgracia, destacaban tres enormes moratones. Eso la afeaba, aunque los moratones estaban dispuestos con una asombrosa proporcionalidad: había uno debajo de cada ojo —ambos del mismo tamaño— y otro —más grande— en la frente, justo encima del entrecejo. Esa simetría delataba el trabajo de un artista, muy diestro en la labor de desfigurar una fisonomía humana.

A medida que me miraba, el temor desaparecía de los ojos de la chica… De pronto se sacudió la arena de las manos, se colocó el pañuelo de percal de la cabeza, se encogió de hombros y dijo:

—Me imagino que tú también tendrás hambre… Anda, cava tú, a mí ya me duelen las manos. Mira, ahí dentro —señaló el quiosco con la cabeza— seguro que hay pan… Aquí todavía comercian…


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


10 págs. / 17 minutos.
54 visitas.
Publicado el 10 de abril de 2018 por Edu Robsy.


Textos más populares de Máximo Gorki