Texto: El Pabellón de las Dunas

Robert Louis Stevenson


Cuento


0


Twitter Facebook Google+


El Pabellón de las Dunas

No hay más información sobre el texto 'El Pabellón de las Dunas'.


Leer en línea

ebook PDF

ebook ePUB

ebook Mobi

Edición física


Fragmento de El Pabellón de las Dunas

El hombre se volvió hacia la chica al hablarle y pude vislumbrar una barba pelirroja y una nariz rota que parecía haber sido rota en la juventud, y unos ojos claros que daban la sensación de brillar en su rostro bajo una fuerte y desagradable impresión.

Los dos pasaron de largo y cruzaron a su vez la puerta del pabellón.

Uno por uno o en grupos los marineros volvieron a la playa. El viento me trajo el sonido de una voz ruda que gritaba «¡Largad!». Luego, tras una pausa, vi acercarse otra linterna. Era Northmour, que llegaba solo.

Mi mujer y yo, un hombre y una mujer, a menudo coincidimos en preguntarnos cómo alguien podía ser, al mismo tiempo, tan apuesto y repulsivo como Northmour. Tenía el aspecto de un caballero cabal, su rostro evidenciaba su inteligencia y su valentía, pero bastaba con mirarlo una vez, incluso cuando estaba de mejor humor, para darse cuenta de que tenía el temperamento de un capitán negrero. Nunca he conocido a nadie tan atrabiliario y vengativo: en él se combinaban la vivacidad meridional con el odio tenaz y mortífero de los septentrionales, y ambos rasgos estaban escritos bien a las claras en su rostro como una especie de señal de peligro. Era alto, fuerte y dinámico; tenía el cabello y la tez muy oscuros; sus facciones eran agradables aunque distorsionadas por lo torvo de su gesto.


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


61 págs. / 1 hora, 47 minutos / 56 visitas.
Publicado el 28 de febrero de 2017 por Edu Robsy.