Texto: La Esperanza
de Villiers de L'Isle Adam


Cuento


0


Twitter Facebook


La Esperanza

No hay más información sobre el texto 'La Esperanza'.


Edición física

Denunciar texto


Fragmento de La Esperanza

Dichas estas palabras, el Inquisidor ordenó que desencadenaran al desdichado y lo abrazó tiernamente. Lo abrazó luego el fraile redentor y, muy bajo, le rogó que le perdonara los tormentos. Después lo abrazaron los familiares, cuyo beso, ahogado por las cogullas, fue silencioso. Terminada la ceremonia, el prisionero se quedó solo, en las tinieblas.

* * *

El rabí Abarbanel, seca la boca, embotado el rostro por el sufrimiento, miró sin atención precisa la puerta cerrada. “¿Cerrada?…” Esta palabra despertó en lo más íntimo de sus confusos pensamientos un sueño. Había entrevisto un instante el resplandor de las linternas por la hendidura entre el muro y la puerta. Una esperanza mórbida lo agitó. Suavemente, deslizando el dedo con suma precaución, atrajo la puerta hacia él. Por un azar extraordinario, el familiar que la cerró había dado la vuelta a la llave un poco antes de llegar al tope, contra los montantes de piedra. El pestillo, enmohecido, no había entrado en su sitio y la puerta había quedado abierta.


Reseñas

Este texto no ha recibido aún ninguna valoración.


4 págs. / 8 minutos.
19 visitas.
Publicado el 22 de octubre de 2016 por Edu Robsy.


Textos más populares de Villiers de L'Isle Adam